Free Hosting

Free Web Hosting with PHP, MySQL, Apache, FTP and more.
Get your Free SubDOMAIN you.6te.net or you.eu5.org or...
Create your account NOW at http://www.freewebhostingarea.com.

Cheap Domains

Cheap Domains
starting at $2.99/year

check

ACTA DEL DIA 16 DE MAYO DE 1997

CONTINUACION DEL INTERROGATORIO DEL ACUSADO

MIGUEL RICART TARREGA AL LETRADO DE LA DEFENSA

Sobre el documento exhibido, ese documento se refiere a unas lesiones que me provocó la guardia civil en una conducción de Font Calent a Ocaña uno, en una conducción, en un traslado.

Que esas lesiones se produjeron Porque me empezaron a pegar golpes en las costillas, en mis partes, me cogen de detrás de la cabeza, del pelo, me dieron varios cogotazos contra la pared, y me aplastaron las manos contra una puerta.

Que eso ocurrió parte dentro de la propia prisión, y arriba del autobús de la guardia civil.

Que me refiero a Font Calent, en la dependencia, se produjo la lesión e ingresos, y eso fue nada más me tomé el desayuno, no cuando salía, es pegaron a que se saliera un recluso y a partir de ahí empezaron a pegarme.

Que ese recluso no vio la agresión, lo escucharon arriba del autobús y además se hizo muchísimo comentario de la paliza que me dio los guardias civiles, y además el brigada de la conducción parece ser que estaba de acuerdo, me llevaban a Ocaña uno

Que el traslado obedecía a un juicio que tuve aquí en esta Audiencia en la sección quinta, de lo del robo del banco de Buñol.

Que ese brigada al que me he referido no se su nombre, sería como yo de alto, además, cuando estábamos a punto de llegar a la prisión dijo, ¿que va a decir usted?, yo le dije al brigada que iba a decir la verdad, y cuando llegamos a ingresos de Ocaña uno, el funcionario que estaba de guardia, me pregunta, ¿que le ha pasado a usted?, y uno me dijo, no, que se ha caído del furgón. Cosa que cuando me vio el médico dijo que eso no era de ninguna caída que era de una paliza.

Que ese médico no se el nombre, pero es del centro penitenciario de Ocaña, ese médico trabaja en Ocaña uno.

Que en el traslado, en el furgón además de mi iban más reclusos en el autobús, casi lleno, podían ir, calculo unas doce o catorce personas habrían,

Que el informe médico está hecho cuando recibe asistencia médica un recluso, pues nada más ingresar en prisión se le abre un expediente, es el expediente médico, porque cuando ingresas en prisión el miembro que te ve es el médico, y a partir de ahí eso forma parte del expediente privado del recluso. Eso si, cuando es fuera de lo normal se hace un expediente aparte, pero que va dentro del mismo, de lesiones o de lo que sea,

Que cuando salí de Font Calent no me había visto el médico.

Que en Font Calent solamente hice noche, llegué de Castellón a Font Calent y de mañana, a las siete, salíamos de conducir.

Que eso se llama tránsito cuando vas a estar menos de dos días aproximadamente, no es necesario que, porque saben que solo vas a pasar noche o el día, pero si te vas a quedar bastantes días pues entonces te ve el médico.

Que venía de la prisión de Castellón, ahí si había estado más de un día, calculo unos ocho o diez días, ahí si me vio el médico.

Que eso fue un mes antes de la lesión calculo yo.

Que la agresión, referente a si hubo alguna causa a esas lesiones, no hubo ninguna causa en absoluto.

Que el brigada no es que me diga que fuese a declarar, sino que iba a decir en la prisión. No bastante quiero que sepa que se puede pedir incluso información al juzgado de instrucción de Manzanares, Ciudad Real, porque salía diligencias por la causa esa, se abrió diligencias por eso. Me pregunto su señoría, el juez que instruyó, si quería presentar la denuncia contra los guardias civiles. Le dije que no, le dije que no quería denunciar, y el juez comprendió que era por miedo a represalias. Es que me lo dijo, usted no denuncia por miedo a represalias, y cuando salí de la sala entre los dos guardias que me llevaban empezaron a insultarme.

Que yo no le he dicho eso porque el señor Letrado ha pedido lo del atentado ese, pero no

Que quizá se me haya pasado y por eso no se lo he dicho, por temor, estoy acostumbrado un poquito yo a las malas miradas de la guardia civil, al típico empujón se acaba uno acostumbrando, mientras digan y no hagan, el problema es si hacen porque estás indefenso.

Que a ese brigada no lo conozco yo, era la primera vez que salía en conducción ordinaria.

Que sobre este incidente tardó unos quince días en curar, me dieron medicación para el dolor y la inflamación de las manos y para las moraduras y eso

Que de las diligencias que se abrieron en Manzanares no tuve notificación posterior.

Que tengo quejas pero denuncia ninguna.

Que tengo quejas ante los funcionarios de prisión, no he hecho ninguna queja por escrito sino de palabra.

Que de este incidente no tengo nada más que aclarar.

Exhibición del folio 62 del tomo 1

Que esto es una información de derechos, ahí pone la hora 0.5.40, día 28 de enero del 93.

Que la firma que hay al pie es mía.

Que no es que me enseñaran, me leyeron mis derechos y firmé.

Que es cierto que dije que no deseo declarar, que no designo abogado, es cierto.

Que si deseo que pasen aviso a María Dolores Cuadrado, no deseo interprete, no deseo reconocimiento médico.

Que pedí que se avisara a María Dolores Cuadrado, facilité el teléfono, esa chica es la madre de mi hija, ese teléfono que pone ahí es el de su casa, la llamamos.

Que la llamé al día siguiente por la mañana me parece.

Que desde luego no fue después de firmar ese documento se tardó bastantes horas hasta que la llame.

Que no recuerdo si me tomaron declaración antes de hablar con ella, si que me acuerdo que fue por la mañana, y antes de hablar yo estaba hablando con un oficial, o suboficial de la guardia civil, estaba hablando Loli con ese guardia civil, personalmente. Loli acudió al cuartel y no llegue casi a decirle nada, porque lo único, era para pedirle que me trajera unas cosas pero vaya a saber lo que le dijo este guardia que no quería saber nada, me dijo, no quiero saber nada, dijo

Que me llevaron al despacho adonde estaba este hombre, le dije que si me podía traer la ropa y eso, y me dijo que ella no quería saber nada. Nada más. Dijo exactamente, no me lo creo. Dije ¿el que no te crees?, y se marchó. Los guardias me llevaron otra vez al calabozo

Que después del ofrecimiento de derechos, después del documento que he visto, en otro momento no se me volvió a reconocer mis derechos, nunca.

Que me tomaron declaración por las palizas que me estaban pagando, después de decirme en todo o parte de los que les pasó a las niñas.

Que no volví a tener ofrecimiento de derechos.

Que en relación a la primera manifestación en la guardia civil a las 0.50 horas del día 28, tomo 1, que cuando me preguntaron lo de Enrique, porque de lo primero que me preguntaron fue de Enrique.

Referente a la manifestación que consta tomo 1, folio 80, 82 al que da lectura el letrado.

Que esas declaraciones fueron nada más llegar, casi a la hora de entrar en el cuartel,fue cuando empezaron a preguntarme respecto a Enrique.

Que esta manifestación, no me habían amenazado, ni pegado.

Que después de haber dicho que no quería declarar, la guardia civil recoge dos declaraciones, declaré por las constantes palizas y las amenazas que recibí.

Que las personas que me tomaron esa primera manifestación había mucha gente ahí, había ocho o nueve, más el comandante, un hombre con bigote, no recuerdo el nombre,

Que de los que habían en ese momento seguí luego estando con ellos, recuerdo en uno que es el que digo que me dijo que se llamaba Pedro, pero que no es, que yo de la manera que me lo dijo mintió, de la manera que me lo dijo mintió. Había otro capitán pero este capitán habido mucho al juzgado de Alcira, no se su nombre, es que allí, no te dicen el nombre ni el apellido ni nada.

Que ese capitán y el Pedro, los dos son capitanes.

Que sería de un metro casi 80, hablamos de Pedro, con la nariz un poco achatada, y de compostura no era delgado, más bien entre atlético, una cosa así.

Que era alto, sin gafas, creo que era moreno.

Que el otro capitán, sería aproximadamente de la misma estatura, pelo, creo que era moreno, y poco más recuerdo de él. Además este capitán policía judicial y siempre lo he visto en el juzgado de Alcira. El que yo digo, el Pedro este, fue a la prisión de Castellón, estuvo en la primera declaración ante el juez y estuvo en la segunda declaración luego no lo volví a ver para nada.

Que cuando estuve en la prisión de Castellón, he declarado que en Castellón me visitaron dos guardias civiles, y esos dos guardias civiles que me visitaron y me dijeron que cambiara mi declaración estaban los primeros días. No eran los dos capitanes, era el Pedro el que fue a la prisión, y uno que creo que era de rango, sargento de la guardia civil.

Que esos son los que fueron a Castellón y el nombre de ese sargento no me lo dijeron, su fisonomía, era quizá un poco más alto que yo, era gordo, y ya de una edad mayor, no era un guardia joven, más de 40, ya lo creo, no llevaba gafas ni bigote, era moreno, pero como ya era mayor algún pelo cano o algo.

Que volviendo al cuartel de Patraix, ahí aparte de estos dos que intervinieron

Que en la declaración en el cuartel de Patraix, además de estos capitanes, había oras personas que han estado después en, eran todos del cuerpo. No obstante estaban todos detrás de mi, aunque cuando me levantaba, había por lo menos ocho o diez personas.

Exhibición de los folios, tomo 1, folio 80, 82

Que ahí figura mi firma. Esa manifestación la hice voluntariamente

Exhibición de los folios siguientes 101,

Que en ese folio no está mi firma

Folio 88, a 95,

Aquí en la 88 si está mi firma,

Que en el folio 104 a 106 ahí esta mi firma.

Que ahí hay un croquis de la zona, eso supongo que si lo hice yo, esto es lo de Alborache. No?.

Que eso se hizo a la vuelta, y ahí aparece una firma mía.

Que en el folio 106 hay otro croquis, a la derecha pone Llombay, cuerpos, coche, lo veo. Esa son las indicaciones que me dijo a mi la guardia civil. ¿Me explico?. Es exactamente lo que ellos me dijeron a mi, que estaban pasando unas colmenas de miel.

Que este croquis se hizo en base a lo que me dijo la guardia civil a mi.

Exhibición del folio 150 al 157,

A las 23.45 horas del día 29, ya llevaba muchas horas, había pasado toda la noche desde que me detuvieron, toda la noche y todo el día siguiente. No recuerdo si pudo ser esa hora. La firma es mía.

Que esas declaraciones son las declaraciones a las que me refería que son falsas, salvo la primera, son estas por supuesto.

Que esas son las declaraciones a las que me he referido como falsas, dejando fuera la primera manifestación.

Que las 4 manifestaciones las firme en momentos separados.

Que esas declaraciones se hicieron al lado de donde se hacen las fotos, lo de identificación, al lado de identificación, todas en ese sitio.

Que cuando iba ahí, ahí solo estaba cuando me sacaban para declarar o me estaban arreando, me estaban pegando en la habitación de al lado que solo hay una mesa y un palo, que será de alguna rama de naranjo o algo así, no era una porra.

Que donde se hacía la declaración no me pegaban

Que haciendo la declaración, las preguntas las hacía el sargento este que me visitó a la prisión de Castellón, ese sargento mayor al que me he referido, ese hablaba conmigo. A su lado estaba una abogada, enfrente del comandante y yo estaba delante del que escribía a máquina, que era un hombre que cuando se levantó iba cojo, no se si sería por alguna lesión o que.

Que no iba de uniforme.

Que habían más guardia civiles pero de paisano todos.

Que de hecho al comandante porque lo tenía a mi izquierda. ¿Quieren que yo tal, que dijese la verdad?, y la abogada contestó que si, que por supuesto. Yo no se nada de esto. Y empezaron ya los gestos y las malas miradas.

Que con la abogada a la que me he referido hablé con las dos abogadas, nos pasaron a una habitación, pero esa habitación es la, donde se hacen ruedas de reconocimiento, hay un cristal, y estaban en la habitación, estaba, además que cuando salió la abogada, salieron de ahí, estaban mirando y escuchando a ver a lo que le decía a la abogada.

Que fueron dos abogadas.

Que lo que se escribía a máquina lo dictaba el sargento este mayor. Este sargento solo aparecía a la hora de prestar declaración, que fue el primero que me prestó a mi declaración respecto a Enrique fue el primero.

Que fue el que me tomó la declaración en la manifestación voluntaria, y el que habló con Loli, el mismo.

Que cuando se produjeron esos hechos en la habitación de al lado, el sargento ese no estuvo delante y ese sargento a mi no me ha puesto la mano encima para nada, ese hombre no me ha puesto la mano encima para nada.

Que los que me agredieron desde luego no eran pequeñitos, eran fuertes y es que exactamente la cantidad no la se, porque me llovían los golpes por todas partes, sobre todo en la cabeza era donde más me pegaban, y no podía cubrirme porque tenían las manos esposadas atrás con dos esposas y con las manos invertidas y eso provoca un dolor impresionante, la manos atrás

Que luego en el calabozo lo único que los bocadillos me los tiraban al suelo, pero no me daban de beber, pedía agua, estaba en una habitación aparte.

Que estuve ahí muchas horas.

Que cuando me llevaban a declarar y me metían, estaba siempre en la misma dependencia, es una planta baja, arriba es casa cuartel, nada más entrar a la izquierda, esta el retén, pues entras a lo que es el retén de la guardia civil, a la derecha.

Que ahí es donde están los calabozos, allí estaba solo, exceptuando el Enrique que también estuvo en los calabozos.

Que ahí en el calabozo, me sacaban fuera a la habitación de al lado para agredirme y eran siempre las mismas personas, no obstante en una rueda de reconocimiento no se me olvidan las caras ni se me van a olvidar. Los podría reconocer, ya lo creo, si señor. Si que los recordaría.

Que las amenazas iban dirigidas hacia mi hija. Y también después de que se marchó el sargento de hablar con Loli que ahí fue en ese momento cuando ya me dijeron donde estaban, como estaban, ¿me comprende?, ahí fue donde me dijeron que irían a molestar a la madre de mi hija y a mi hija. Y yo le insistí a ese hombre que yo no sabía nada, y se lo insistí muchísimas veces, pero es que se puede aguantar pero hasta un límite, hasta un límite.

Que durante ese tiempo que estuve en el cuartel no tuve asistencia de médico forense, me hice un corte con una rama que me pegaron en la cabeza y ellos mismos me lo limpiaron, pro no obstante de la cantidad de golpes no me acordaba ni de lo que había comido, ni de lo que tenía el bocadillo, ni nada, no me acordaba de nada.

Que no firmé todo al mismo tiempo, lo hice en momentos distintos.

Que cuando firme esos documentos lo firmé simplemente.

Que los que me daban la versión de como habían ocurrido las cosas, era uno, el que me dijo todo el tema este de las niñas, era uno de los, uno me dijo de como se encontraron, como estaban, y lo que había en lo que es la fosa.

Que ese que me dijo todo eso es el que cuando se marchó el sargento que me tuvieron ahí bastantes horas sin leerme los derechos. Yo le estaba diciendo que quería irme a casa, y me dijeron, no te tienes que esperar a que de la orden, y me contó pues todo lo de las niñas.

Que ese no me dijo que tenía que firmar las lesiones.

Que quien me daba las versiones es el capitán, el Pedro ese, que fue el mismo que fue a la prisión para que cambiara, de versión.

Que el sargento que dictaba al de la maquina, eso ya me lo habían dicho a mi, yo le decía a los guardia estos que yo no sabía nada, y no se nada, y no se nada, el que dictaba, dictaba eso.

Que yo firmé esa declaración porque entre declaración y declaración me pegaban, y me llevaban a sitios y me sacaban de noche, y me o te enterarás, y me pegaban.

Que el contenido de esas declaraciones, ni las conozco, ni las del juez, si es que no, me dijeron tantísimas cosas que no, no me acuerdo. Salió, el tema de los croquis, salió por televisión y no me acordaba de los croquis.

Que si que los hice después de que salió por televisión y empecé a estrujaré la cabeza, si que los hice pero en ese momento no los recordaba.

Que hice el de la casa de Alborache, y el de la romana del folio 106 lo hice a la vuelta.

Que yo no dije, eso ya he intentado dejar bastante claro que a mi lo que yo he dicho, me dijeron que lo dijese. Me he explicado bien.

Que la redacción de esas declaraciones, vamos a ver, si a mí me dicen la situación, me lo dicen todo y luego me están pegando y vienen las amenazas, por eso he dicho que se pueden aguantar los golpes, ya creo que se pueden aguantar, pero hasta cierto punto.

Que en la declaración con esas dos declaraciones. En el juzgado de instrucción de Alcira, al juez como bien dijo el señor fiscal, yo dije que me habían torturado por, se utilizaron métodos violentos, estando en el cartel de Patraix. ¿Por que no lo negaron, por que no lo negaron?. Dijeron, no eso es mentira, como posteriormente en una pregunta además que los pillé, porque el juez me hizo una pregunta, de como sabía yo que una de las niñas tenía una herida de arma blanca. Y yo dije, me lo dijo la guardia civil, e inmediatamente dijeron, eso es mentira. Pero lo otro no lo negaron y yo sabía perfectamente que a mi eso me lo dijeron en la Audiencia, aquí, el médico forense, ¿por que no lo negaron?. ¿Por que no negaron cuando yo decía esto me lo dijo la guardia civil, por que no negaron que fui torturado?. Porque es cierto.

Que cuando dije al juez que me habían torturado, estaba un capitán, que fue testigo de las torturas, el no me puso la mano encima pero fue testigo, no era Pedro el otro que he mencionado antes, y ese capitán no negó nada cuando dije que me habían torturado, eso si, ese hombre no me puso a mi la mano encima para nada, también hay que decirlo.

Que en la primera de las declaraciones hablo de un Seat Ronda de color azul matrícula de Valencia. Ese coche se compró estando yo en prisión. No obstante cuando me detuvo la guardia civil, que iba precisamente Roberto, el Roberto se fue a casa y el patrol de la guardia civil se puso detrás del Opel Corsa. Y un guardia nos dijo Miguel nos tienes que acompañar al cuartel que creemos, creemos que estás en búsqueda y captura. Cerré el coche y me llevaron al cuartel . Les dije si podían llevar el coche. Una vez estuve en el cuartel de Catarroja pedí si me podían traer el coche y me lo trajeron. Y de ahí, de ahí se lo llevo María Dolores Cuadrado a casa. Del cuartel de la guardia civil, pueden pedir incluso que se acredite, se lo llevó Loli. Yo le dije al sargento, un sargento conocido, mire usted a ver si puedo llamar a casa que venga a recoger el coche, le di el número de teléfono, fue Loli y se llevó el coche a Benetuser.

Que tenía el Opel corsa.

Que en esa primera declaración, el Seat Ronda color azul, cuando me detuvieron, me dijeron si aparte del opel Corsa, si existía algún, si tenía yo algún otro coche, yo le dije que no. Mire, el Antonio tiene un Seat Ronda, de color azul, y está en un concesionario oficial de la Seat en Albal, nada más. Me dijeron si recordaba la matricula, dije que no.

Que en relación con el Opel Corsa, me preguntaron si la documentación del Opel Corsa iba a mi nombre dije que si. Me dijeron que si el Seat Ronda iba a mi nombre y dije que no.

Que me preguntaron si estaba la documentación a mi nombre.

Que en relación a esas declaraciones no me ilustraron objetos, en esas cinco declaraciones no me exhibieron objetos, lo único que cuando fuimos a Alborache, vi que se sacaban el pico y una bolsa, pero que no se que contenía esa bolsa, supuestamente ropa.

Que no se exhibieron objetos en el cuartel de la guardia civil,

Exhibición del folio 90 del tomo primero. Declaración 28 de enero 23.55 horas

Que a mi no me exhibieron ningún trozo de la moqueta, a mi no me han exhibido nada.

Que un frasco de tinte de pelo hallado en el lugar de los hechos ese frasco no me lo enseñaron. En el folio 91, laca, spray moldeador, y prismáticos, tres cinturones, a mi no me enseñaron nada de eso, a mí no me han enseñado absolutamente nada, me está viniendo todo de nuevo.

Que..., cazadora, unos calcetines, y un guante azul, eso no me lo han exhibido.

Que una cinta intervenida en el contestador automático de Kelly, esa cinta si la he visto

Que esa cinta me la enseñaron e incluso me la pusieron.

Que al folio 153, la linterna marca cigasa tres, es no me lo enseñaron,

Que los alicates marca palmara, no me los exhibieron.

Que un pico no me lo exhibieron, a mi no me han exhibido absolutamente. Ese pico lo cogí yo, el Antonio y el Mauricio, y por eso lo reconocí ayer.

Que ese pico no se me exhibió ahí, y es totalmente falso que dijera que ese pico se utilizó para cavar la fosa.

Que de todo esto no se me enseño absolutamente nada.

Que firmé que se me enseñaba esto, me decían firme aquí y firmaba. A mí como he dicho no me han enseñado absolutamente nada. No me dirían el contenido, firme usted, firme usted, como he firmado tanto sin leer, sin leer. Firme usted. Firme aquí.

Exhibición del folio 101, fecha 28 de Enero del 93,

Que los traslados que hice con la guardia civil. Fueron unos cuatro o cinco,

Que fuimos a Alborache, luego fuimos hasta la primera rampa, yendo hacia la casa de Llombay, yo es que lo conozco la caseta de Llombay es la de la Romana.

Que primero fuimos a Alborache, primero, luego seguimos, y fuimos a Llombay a la caseta.

Que después fuimos hasta antes de llegar al desvío que hay para ir a la Romana que había un campo de algarrobos o yo que se, y ahí me sometían a torturas. Ahí entre parada y parada me estaban pegando, y en ese sitio que digo yo que había un algarrobo, con una rama de Algarrobo me pegaron en la cabeza, y con un pañuelo de papel me hicieron escupir en el papel y me lo limpiaron.

Que siempre íbamos buscando al Antonio. Eso estaba distante de la Romana.

Que después no me acuerdo si fuimos a algún sitio más, ha pasado mucho tiempo.

Que me sacaron de noche al final de la detención, después de esta salida. Porque este traslado a Alborache no puedo precisar horas, pero cuando fuimos a Alborache era de día.

Que cuando llegamos a la primera rampa de la Romana era de día, donde el algarrobo era de día, y de ahí fuimos al cuartel ya oscureciendo, exceptuando cuando fuimos al chalet de Miguel de Liria también, fuimos también, ahí también estuvimos e hice un plano de como era la casa por dentro, la casa de Miguel Nicolás Cortona. Hice el plano para saber los puntos por donde asaltar la casa y si había algún sitio o agujero o puerta trasera que se pudiera escapar. Les dije como era el chalet, que eso se hizo para poderlo coger y llegamos incluso, me bajaron del coche y nos acercamos hasta cierto punto y me dijeron, Miguel ¿cual es de todos?, y le señale.

Que es donde declaré a las acusaciones que estaba un chalet que al lado vivía un expolicia y enfrente un policía en activo, me refiero a ese chalet.

Que estuvimos ahí y después pasamos por la casa cuartel de Liria, y en la casa cuartel de Liria fue donde les hice el croquis, el dibujo del chalet de Liria, porque los otros dibujos se hicieron en Valencia, en el cuartel de Patraix, fue después de volver de ese traslado.

Que el único que se hizo en Liria fue el de esa casa.

Que el ir a esa casa fue porque los guardias me preguntaron si yo sabia algún sitio más.

Que cuando salimos del cuartel íbamos a buscar al Antonio, después de ser detenido, íbamos a buscar al Antonio a raíz de la llamada de teléfono y me dijeron, cuando escuché la cinta, Miguel aquí pone o dice, "dile al rubio que vaya a donde está el plato y la maneta de la moto", y yo le dije, es que a mi en casa me han dicho si había algún plato o maneta de moto en casa, y yo les he dicho que no. Y entonces me preguntaron si sabia donde estaba la maneta, dije que si, y al día siguiente fuimos en vez de ir inmediatamente.

Que la cinta la oí, y la salida fue como consecuencia de ese mensaje.

Que yo no he dicho que eso fuera una contraseña, eso no es ninguna contraseña, existía la maneta y existía el plato para la Honda. Cuando el 1 de noviembre fuimos a robar el banco de Buñol, por eso me preguntaron si había conducido la moto, y dije que no, porque había ido a robar con esa moto. Lo intentamos, y yendo con la moto, enfrente de donde está el bar que fuimos la policía, la guardia civil y yo a buscar al Antonio a ver si estaba allí, lo que son los piños del plato, pues estaban desgastados, y salto y ya no funcionaba.

Que la salida de la cuartel se hizo para buscar a Antonio lo del plato y la maneta era algo que estaba en la cinta y que yo oí.

Que la cinta la oír directamente y tengo total certeza de que era la voz de Antonio.

Que antes de ese mensaje en la cinta, no había voz anterior, solo oí el mensaje del Antonio, no se si antes había algo o que, solo me hicieron escuchar eso, me lo hicieron escuchar en la casa cuartel de Patraix, en la dependencia de la máquina de escribir.

Que además de esa cinta no se me hizo escuchar ninguna otra.

Que otras cintas por conversaciones intervenidas a Kelly, no se si hay.

Que fuimos a buscar a Antonio.

Refiriéndose al folio 138 del tomo primero, plano de situación, y folio 140. Exhibición.

Que en el folio 138 hay un plano, este documento nunca lo he visto, esto a mi no, me lo decían de palabra.

Que el folio 140 esto tampoco lo he visto nunca.

Que en el folio primero está Catadau, está la Romana, la partida o barranco de la Romana, una línea de puntos y al lado pone caballo gitana.

Que esa es la caseta de Llombay, que el camino de arriba, yo esto no lo he visto nunca, yo lo que conozco es hasta donde está lo que pone aquí caballo no se que,

Que donde pone caballo de la gitana no entiendo

CONTINUACIÓN DE LA DECLARACIÓN DE MIGUEL RICART TARREGA, AL LETRADO DE LA DEFENSA

Que a la vista del plano, en esas salida de noche a las que me he referido, he dicho antes que he sido trasladado a varios sitios.

Que a la vista del plano, esas salidas por la noche, no de aquí, esas salidas no fueron a ningún sitio de aquí del plano.

Que la salida fue al chalet de Miguel.., ahí era de noche, que del cuartel de la guardia civil salí varias veces.

Que de noche salí una vez fue para lo del chalet

Que arriba a la derecha figura Catadau, cuando dije que no conocía con detalle la zona me refería todo.

Que lo que veo es una línea azul y una línea verde.

Que hay un sitio donde el verano del 92 estuve con Antonio Angles en el acampado.

Que desde Catadau al campamento donde estuve ese verano, está muy cerca, puede ser un km aproximadamente. La verdad es que no puedo calcular yo la distancia pero no está lejos.

Que desde ese campamento, donde estuvimos ese verano, se sale a la carretera que conduce a Llombay, saliendo y cogiendo la carretera de Llombay, la primera rampa a la que me llevó la guardia civil eso está pasando la casa del médico,

Que en el folio siguiente, folio 140, hay un letrero que dice caballo de la gitana, y otro letrero que dice caseta del médico. Ya me he situado.

Que la situación del campamento no es ahí, cerca de Catadau, iba a decir que desde Catadau, Llombay, hasta donde está el campamento eso no está lejos, de ahí no se puede ir hacía la casa de Llombay si no vuelves a salir a la carretera, y a unos 200 metros hay otro desvío a la izquierda y ya ese camino te lleva directo, siempre orientándote a la derecha, siempre a la derecha.

Que en folio 138, lo de la casa esta, todavía pueden faltar unos 500 metros o quizá un poco más, es una arretera muy estrecha, pues la primera rampa que sube.

Que en el plano del folio 140, en la primera rampa es donde llegue con la guardia civil y ahí dimos la vuelta, cuando subimos arriba que hay un rellano, volvimos a bajar.

Que eso está muy lejos de la caseta, ni a la mitad de camino casi, y lo más duro del camino, 6, 8km.

Que donde fui con la guardia civil fue a la primera rampa, pasando la casa del médico, la primera rampa que hay y eso está muy lejos de la casa de la Romana.

Que de ahí no se pasó, ahí. Estábamos subiendo la rampa y cuando estábamos ya casi arriba uno de los que iba en el coche dijo, ¿no habrá por casualidad unas colmenas miel ahí?. Si, dije y hay unas casas a la derecha. Y dijo, pero si estaban ahí las chicas enterradas. ¿Donde?. Pasando por ahí unos colmenas de miel. Y dimos ahí la vuelta, y había ahí 7 km o así, la carretera estaba fatal, fatal.

Que desde donde paro la guardia civil se podía seguir en coche pero con riesgo a destrozarlo todo, además que había mucho pedrusco.

Que en ese desplazamiento, ahí iba el sargento Patri, alguno de los que he mencionado antes, es uno de los que me pegó, no obstante con este sargento ya he tenido yo más de un roce. Ese no es el sargento que dictaba

Que el que digo yo el capitán Pedro, y otro guardia que no se en estos momentos.

Que íbamos en un Citroen PARED, de color blanco y levantando el coche, aun así no podía subir, patinaba el coche cada dos por tres.

Que con nosotros había otro coche pero detrás.

Que en ese coche iban 4 guardias civiles, iban de paisano, ahora a mi ninguno me enseñó las credenciales ni nada.

Que esos eran los mismos guardia civiles con los que estuve antes en el cuartel y con los que estuve después cuando volví.

Que a Alborache fuimos en primer lugar que era donde se encontraba el plato y la maneta de la moto, ¿o fue al revés?.

Que yo creo que fuimos primero a la de Alborache, creo

Que en Alborache no llegué a bajar del coche, fueron los dos mismos coches, iba igual que cuando fui al otro sitio.

Que en Alborache bajaron todos menos uno que se quedó en el coche conmigo, precisamente en el asiento delantero derecho y yo detrás, y ahí fue donde vi lo del pico, una bolsa que sacaron de ahí.

Que en la caseta de Alborache estuvimos 10 minutos, 15 máximo.

Que en la caseta de Alborache fuimos ahí a buscar a Antonio.

Que conocía esa caseta bien, por supuesto, porque ahí es donde más he estado, bastante tiempo.

Que he estado ahí viviendo, y el Mauricio también, y el Antonio también

Que Antonio Angles también vivió ahí.

Que cuando venimos en esa caseta fue un mes antes del robo del banco de Buñol, que fue el día 5, quisimos hacerlo el día 1 pero como se estropeo la moto grande tuvimos que utilizar una Derby Variant que tenía el Antonio.

Que Antonio tenía otra moto, de hecho esa moto se cogió, se dejó después del robo, a la salida de Buñol, se abandonó y subimos al opel Corsa, después del robo del día 5.

Que el día 1 íbamos a hacer el robo y se estropeó la moto grande, esa fue la única causa.

Que en Alborache, por cierto cuando dimos la vuelta había una pareja de la guardia civil y la moto grande no podía pasar de 35, íbamos muy despacito sino saltaba la cadena y había un coche de la guardia civil.

Que eso fue el día 1.

Que en la caseta de Alborache no visitaba nadie, el partera, Jordi, Anton, no, lo único que el Jordi me llevó ahí una vez, concretamente el sábado 7 de Noviembre, me acuerdo por lo del robo del banco de Buñol que fue al día siguiente que cenamos María Dolores Cuartero, Kelly, Mauricio y yo en un restaurante de Benetuser.

Que precisamente me llevó Jordi para recoger un dinero que tenía ahí, porque el día 5 por la noche le dije a Kelly, cuando llegamos a Catarroja, que me guardara un dinero. Le dije guardamelo para no llevarlo encima. Llevaría aproximadamente unas 200mil pesetas, para no llevar tanto dinero encima. Si te hacen un registro integral la guardia civil o policía, a ver de donde has sacado tanto dinero.

Que Jordi me llevó pero yo le conduje en un Peugeot, ese pequeñito, ese coche era de Jordi, eso fue el día 7.

Que me llevó Jordi.

Que el día 7 no tenía el Opel Corsa.

Que no lo tenía el opel corsa desde el viernes por la noche día 6, se marchó Antonio y Mauricio de casa hacia, supuestamente hacia Alborache, pero a mi me dijeron que esa noche se acostaron muy tarde.

Que en Alborache viví con los Anglés un par de meses, quizá algo más, es que el Antonio no podía estar en un sitio fijo por si alguna vez iba la guardia civil, siempre íbamos Mauricio, Antonio y yo, siempre íbamos.

Que referente a la caseta de Llombay fui dos veces, en esa caseta habitualmente vivía el Antonio, el Ricardo, el Roberto, y no se si podía haber alguien más, por esas fechas yo estaba trabajando. Yo me enteré, por, cuando ya me puse ahí con el Mauricio y el Antonio, me lo dijeron.

Que en esa caseta de la Romana Enrique Anglés no se si estuvo alguna época.

Que cerca de la caseta de la Romana, no se si alguno de los Anglés cuidó ganado, no lo se

Que en el verano del 92, ahí estuvimos hasta finales de septiembre creo yo

Que ahí estábamos Mauricio, Antonio y yo.

Que ese sitio tiene unos cales muy cerca, y es que cuando subes a la carretera que está encima del acampamento que dice usted, hacía la derecha no había salida, que habían unos chalet, hacia la derecha y hacía la izquierda sales a la carretera asfaltada, y de la carretera asfaltada a la izquierda, y de la carretera asfaltada a la izquierda te vas hacía la casa de Llombay, y hacía la derecha te vas al pueblo.

Que los coches los aparcaba ahí mismo.

Que nos fuimos de allí porque en una ocasión ahí entró un patrol de la guardia civil, y escuchó el ntonio el ruido del coche y salimos corriendo el Antonio, Ricardo y yo. El Antonio estaba en buscaba y captura, yo no tenía nada que temer, y el Ricardo tampoco, pero como estábamos con el Antonio nos fuimos de ahí, volvimos a la media hora aproximadamente, se llevaron de ahí, que yo viera, un machete, se lo llevó la guardia civil.

Que la guardia civil, en ese campamento, cerca de ese campamento no se si había.

Que estando viviendo en ese campamento es cuando íbamos a Catadau con frecuencia, de ese campamento íbamos al bar que he mencionado anteriormente, que ahí bajábamos los tres, el Mauricio, el Antonio y yo, e íbamos siempre al mismo bar y siempre a la misma tienda, más concretamente dos tiendas y un bar.

Que el bar al que íbamos, cruzando la carretera de Llombay. El bar, la dirección es cruzando la carretera, el bar estaba a la izquierda, en medio... que lo que si que me dijo el Antonio, que una de estas personas tenía un chalet por ahí, el Antonio a mi me comentó en cierta ocasión que el, pues siempre que le han preguntado, dice que tiene un chalet en esa zona.

Que en el tiempo que estuve viviendo ahí con ellos, no vi que había productos que conserva, no vi cuños de tampón

Que al final de septiembre nos fuimos de ahí, y nos fuimos pasando Turís, que hay unos chopos, a la izquierda, también era en la tienda de campaña, entre Turís y Alborache, a la izquierda.

Que íbamos los mismos.

Que luego de ahí a ese sitio fuimos a Alborache, ahí estuve en Alborache hasta después del robo del banco de Buñol. Pero la fecha exacta no la se

Que con la guardia civil no fui a otro sitio mas, lo que si que le señalé fue pasando Ribarroja a una vieja o antigua estación, allí también hemos estado, los mismos, el Mauricio, el Antonio y también estuvo Roberto.

Que ahí no fui con la guardia civil, si que les dije donde estaba para buscarlo,

Que cuando firmé, como cuando he dicho anteriormente a mí no me leen nada, a mi me dicen Firme.

Que en Macastre no llegué a estar.

Que cuando fui a declarar al Juzgado tuve amenazas contra mi hija para que mantuviera las declaraciones, eso me obligó a no decir nada al juez ni a nadie, no bastante tuve asesoramiento de abogado, ni antes, ni durante, ni después.

Que en esas declaraciones judiciales, las dos siguientes, ya lo creo que habían guardias civiles, pero no de uniforme, de uniforme en la Audiencia no vi a ninguno, pero en Alcira si había de uniforme pero eran de la comandancia de Castellón, los que me llevaron al juzgado, pero todos los demás iban de paisano, no iba ninguno uniformado.

Que dije que tenía miedo a los que me sometieron a torturas y amenazas, pero más que nada es el miedo que hicieran daño a mi hija.

Que le tenía miedo a Antonio, bastante miedo, era, no sabías como podía reaccionar nunca, es muy difícil ese hombre de comprender.

Que cuando impliqué a Antonio Anglés estaría protegido digo yo, pero si me hubieran puesto con el, e podía dar por muerto, eso lo tengo claro, ahora, no se que sería peor, entre unos y otros estaba.

Que cuando digo que Mauricio está implicado en el tema, en ese momento a Antonio, desde luego el Antonio a primeros o a mediados del 93 ya lo mataron. Que a mediados o a primeros, o finales a Antonio ya lo mataron, lo mataron, lo mataron, eso yo lo tengo muy claro, la idea no me la quita nadie, y por mucho que digan no me la va a quitar nadie, y solo Dios y los que lo mataron saben donde está el cadáver. Por algún motivo en especial, pero yo para mi que no es, si supuestamente el estuviera de lleno metido en esto, por el hecho delictivo no le mataron, no

Que pensando que Antonio estaba muerto, a Mauricio, como dije la otra vez en un principio, la guardia civil lo estaba descartando pero a raíz de una declaración que hizo por televisión el se delató, el mismo, y además en vez de callarse o no decir nada, lo dice, el admite que el ha estado ahí y que las colillas halladas son de él, me refiero a Mauricio.

Que estoy convencido que a Antonio lo han matado, tengo ese convencimiento, ya se comentó cuando se fue a la prisión de Castellón que al Antonio no le iban a dar el alto, alto a la guardia civil o alto a la policía, eso se lo dije al capitán y los otros, pero eso quien me lo soltó más directamente fue el capitán, que se ve que no iban a vacilar con el, que donde lo vieran fuego y se acabó.

Que aparte de eso, luego también en una cosa que alió por televisión, que no se concretamente si esto lo estuvo hablando el señor Fernando García, respecto que a Antonio lo acorraló la guardia civil, y no se si era el gobernador civil de Valencia, llamaron para quemar, para que saliera, y este hombre llamó que levantaran el cerco, no es si eso es cierto o no, como han dicho tantas mentiras y tantas tonterías por televisión, ya no se si creer una cosa o la otra.

Que no hay más hechos por los que presuma que Antonio está muerto.

Que la última noticia vez que hablé con Antonio personalmente o por teléfono, fue el 28 de enero del 93, el día de mi detención, fue la última vez que lo vi,

Que luego ya fue la llamada de la cinta.

Que en la zona del camping y de la Romana dijeron por televisión que se había quemado todo eso.

Que no sabía que se quemó le campamento, lo de Llombay si lo sabía.

Que cuando hice las declaraciones judiciales, me asistieron dos médicos forenses. Pero al que si recuerdo es al de la gafas, al otro no,

Que en una declaración anterior me referí que había indicado lo de la herida de la espalda en una de las niñas porque lo había indicado un forense entre otras cosas, fue el forense de las gafas.

Que allí me dijeron muchas cosas, entre el juez y los forenses me llenaron la cabeza de cosas.

Que cuando reconocí a las niñas en la fotografía que me enseñaron ante el juzgado, yo reconocerlas, lo que es reconocer no las reconocí, lo único que dije, estas chicas en las que se veían por televisión y se veían en las gasolineras, en los posters esos grandes. Reconocer es que conoces.

Que cuando me refería a las fotografías que vi en la pared en el cuartel de la guardia civil, era una fotografía que estaban las tres, las fotografías que se me enseñó después eran fotos de estas pequeñitas.

Que después de estas declaraciones judiciales tengo hechos muchos escritos dirigidos a distintas personas.

Que yo escribí a los Anglés porque supongo que me ayudaría

Que no pensaba todavía de los datos que tenía de Mauricio podían ser comprometedores para él, pensaba que me darían dinero y les amenazaba para que me dieran dinero.

Que en las instancias dirigidas a los jueces, la razón de dirigirme directamente al juez y a los magistrados es que no conocí a Vicente Quilis, pues cuando ya se recuso al juez que instruía el caso, y la jueza ordenó que se hiciera por exhorto, ahí fue, ahí no, mentira me he equivocado. Fue aquí en la Audiencia donde conocí por primera vez a Vicente Quilis, y de hecho le pedí la tarjeta de su despacho profesional y no me la dio, así que no podía mantener contacto con él, estaba a merced del tiempo.

Que no conocía al señor Vicente Quilis, no tenía porque escribirle "haga usted esto", ¿a quien iba a escribir?.

Que cuando insistí que quería declarar ante el juez la razón de dirigirme a ellos era indefensión por el juez instructor, cosa que Francisco Monterde actuó como tenía que actuar muy bien.

Que los cambios no los hice para atrasar el juicio en absoluto. El día, en la semana de la constitución española me dieron un abogado que decía que se llamaba Cristobal, y me dijo que el señor Vicente Quilis, pues no me estaba defendiendo.

Que me remito a una carta en la que hablo de los cambios de abogados, me remito a lo que ahí consta.

Que después cuando se designa nuevo abogado, quise luego designarle a usted, más que nada para no, para que no se generara ninguna mala imagen de mi persona de cara al Tribunal, y para que esto no se dilatara más, que hubiera un juicio y se acabó.

Que indicación para recusar al letrado que me interroga si que la he tenido. Si me permite puedo explicar. El problema es que por lo que dice usted que yo le recusara a usted. Todo esto parece ser una maniobra de dilación del proceso, con el ánimo de que el sumario volviera a retroceder al juzgado de instrucción de Alcira, para que yo prestara declaración ante el juez de Alcira, por parte de cierto abogado, que no es necesario que diga nada, ya se sabe, y pretendían que el primer día del juicio pues yo le recusara a usted, legando palabras de ese señor letrado, que el Tribunal puede estar manipulando mi defensa y que yo a usted no le reconociera como letrado, y desde luego no ha sido así.

Que yo lo he dicho y que la justicia considere lo que se deba de hacer.

Que lo que declaro es lo que ha sucedido, pero si en eso infringen estas personas la Ley, que si se les tiene que castigar que se les castigue.

Que la persona fue Juan Carlos Navarro Valencia, en lo de la maniobra de dilación, mi abogado fue Juan Carlos Navarro Valencia, si bien su señoría lo necesita el lunes presentaré los telegramas y cartas que me ha mandado este letrado.

AL PRESIDENTE

Que los conocimientos que tengo sobre el gobernador civil son por los medios de televisión.

Que no estaba imputando al gobernador civil de Valencia.

AL LETRADO DE LA DEFENSA

Que antes de hoy, y desde el día que las firme, no había tendió copia de estas declaraciones.

Que razón para que rechazara una copia de las declaraciones por conducto de un ayudante de usted, es porque estaban hechas para presión, que las rechace es que no quería ni leer eso.

Que me marché de casa faltando dos meses para cumplir 18 años, por las constantes, ha habido malos tratos por parte de mi padre desde muy pequeño.

Que la semana pasada me llamó mi padre desde prisión, no pude hablar con él.

Que en relación con mi hermana es desde hace un par de años que no la veo, lo único que ha ido a la prisión ha sido par verme y luego hablar con la prensa, sacar dinero, es lo único que quiere.

Que a Loli la conocí en el 89,

Que en mi manifestación ante la guardia civil dije que vivía con ella, vivía con ella desde el 89.

Que cuando vvía con Loli, era mucho antes, vivía con ella en Benetúser, en un piso de Benetuser, en un piso de Loli, y vivía las dos hermanas de Loli.

Que mi hija lleva mi apellido, por supuesto. Lleva mis apellidos porque yo quiero a mi hija.

Que no me casé con la madre de mi hija, porque decidimos no casarnos.

Que fue por mutuo acuerdo.

Que desde la última visita al cuartel, no la he vuelto a ver, que antes de eso había estado con ella por última vez en el 93, pero no me acuerdo.

Que los amigos, solo tengo un amigo, tenía dos, uno murió en un accidente de tráfico y el otro no se nada de él, supongo que estará casado.

Que no es Jordi, ni Antón.

Que el Jordi, el Antón y todos estos son vecinos de la calle, vinimos muy cerca y nos conocemos de vista, de mirada, relación de irnos por ahí ninguna.

Que soy ebanista, he trabajado de todo lo que me ha salido, con tal de no estar parado, pero oficio bien es en la madera.

Que he trabajado en el campo.

Que no sé hacer nudos, no soy un buen tirador, lo máximo he tirado con la escopeta de mi padre y tendría unos doce años.

Que no soy habilidoso haciendo nudos con las cuerdas.

Que no sé si Antonio Anglés no se si era habilidoso para hacer nudos.

Que he tomado heroína.

Que en la época del 92, en la época aquel 93, en la época del atraco a Buñol he consumido heroína pero no soy adicto a ella.

Que los amigos de Antonio habían algunos que eran drogadictos, consumían droga porque estaban enganchados.

Que Antonio Anglés de lo único que le he visto es fumar tabaco y comer rohypnol pero eso no es droga, es medicación, son calmantes.

Que Antonio Anglés por esas fechas no traficaba con droga, en otras fechas si.

Que se que vendía droga en Catarroja. En la calle Colón, de hecho ya dije en su día que tengo una sentencia en firme del Tribunal supremo a dos años de prisión por eso.

Que Antonio no se si vendía droga al menudeo o no.

Que Antonio Anglés una vez le visitó alguien en relación con la droga pero eso ya hace unos años, es imposible acordarme.

Que en ningún lugar he visto una alfombra azul.

Que me referí a una lona verde, eso es lo que me dijeron a mí, que había una lona verde tapando a las niñas, no me dijeron nada ni con respecto a alfombras ni nada.

Que eso me lo dijeron el mismo día de mi detención, el que me estuvo diciendo todo lo sucedido con las niñas. No, no me dijeron que hubiera cintas de intervención telefónica a Kelly.

Que la cinta de la llamada si que la oí.

No se de ningún amigo que le gustara Antonio Machín, si fuera de Elvis Presley diría que es de...

Que de Antonio Machín es el Opel Corsa no, en el Opel Corsa solo ha ido música de discoteca, eso más bien gente un poco mayor. Eso es para gente un poquito más mayor.

Que una vez nos denunció la guardia civil de tráfico por un exceso de velocidad, pero si se quedó en la guantera no me acuerdo.

Que en la documentación del Opel corsa estaba en la guantera del coche.

Que el Opel Corsa lo usaba el Antonio porque eso era de él, no era mío, figuraba a mi nombre pero no era mío.

Que el Opel Corsa, el día 6 de noviembre por la noche ya no tenía el coche, hasta ese día, en el coche siempre íbamos los tres juntos, desde luego donde iba el Antonio iba el coche, pero no necesariamente tenía que ir yo.

Que a partir de ese 6 de noviembre por la noche no tuve el coche, la razón es porque el coche era de Antonio. Oficialmente ante la ley el coche es mío, oficial, pero extraoficial era de antonio.

Que ese día no tuve el coche porque el Mauricio y el Antonio se fueron desde Catarroja y yo me quedé con Loli.

Que después de cenar en un restaurante el día 6

Que el coche se lo llevó Antonio y el Mauricio. Y volví a ver el opel corsa a mediados de la otra semana, sobre, pasarían doce, catorce días.

Que al ver el opel corsa fue porque volvió el Antonio y el Mauricio a casa de su madre y yo había ido a casa de su madre en el transcurso de esa semana.

Que volvieron ahí Mauricio y Antonio con el Opel Corsa, mientras tanto el.

Que el coche azul entonces no se había comprado, se compró en diciembre estando yo en prisión.

Que cuando volví en esa semana, el opel corsa lo siguió llevando Antonio, normal, como siempre,

Que el seguro hicimos un pago trimestral pero no llegamos a pagar al año

Que se hizo en una compañía de aquí de Valencia, de la capital.

Que con el opel corsa y Antonio si fui a la casa de Alborache, si, el opel corsa siempre se aparcaba detrás de la casa ahí en Alborache.

Que con ese coche no fui nunca a Llombay.

Que no sé si fue Antonio Anglés, al menos estando yo presente o no.

Que con ese coche por la carretera se podía pasar según el peso, es una carretera muy mala, si vas uno o dos a lo mejor puedes llegar a tirar hasta arriba del todo, pero yendo más lo haces papilla, rompes el coche.

Que el coche como máximo, depende del peso, hasta donde pudiera llegar, a la primera caseta donde las colmenas, que hay unas colmenas, podría llegar el coche, de ahí a la otra caseta no se puede llegar con el coche es imposible, y la moto tampoco, no se puede, es que no se puede. Tienes que ir andando.

Que si hiciera una rueda de reconocimiento reconocería a todos.

Que yo dije lo que a mi me dijeron. Esa es la única aclaración que puedo, es la verdad.

Que sobre las colillas, a mi me lo dijo el Pedro este que yo digo, me pregunto si yo fumaba, le dije que si, me dijo ¿fumas rubio o negro?, y dije no. Es que hemos encontrado unas colillas donde estaban las niñas enterradas, entre la tierra.

Que luego coincidió que Mauricio Anglés hizo esa alegación por televisión.

Que no recuerdo nada de una lanzadera, la verdad es que se me ha dicho tantas casas que es teóricamente imposible, tenía que tener en vez de una cabeza un ordenador.

Que yo que voy a saber si se utilizó una camiseta con unas piedra, no se quien me lo pudo decir eso, no lo recuerdo.

Que la verdad es que si he tenido amenazas de muerte, ya me paso esto en una... y que casualidad que fuera saliendo, como quien dice de Valencia, de la Comunidad Valenciana, es bastante coincidente.

Que es totalmente falso que tuviera una relación con una niña y que eyaculara fuera, eso es totalmente falso.

Que el hombre del bar no lo recuerdo, no recuerdo como era el bar. No recuerdo si el bar era el de la derecha o el de la izquierda.

Que ante el juzgado dije lo que me dijeron que tenía que decir, quizá se dijera algo fuera del eso, pero insistió fuera de lo que me indicaron, pero insisto, haría alguna variación.

Que cuando declaraba pretendía que me creyeran, por supuesto.

Que la rectificación que hace ante el juzgado, en una de las declaraciones judiciales, no recuerdo porque hice esa rectificación.

Que en la declaración ante la sala

Que como voy a saber donde ataron a las niñas, a mi, sería cuando fueron a la prisión de Castellón, es mucho tiempo lo que ha pasado y son muchas cosas y de todo es imposible acordarse.

Que las coincidencias dije que serían por casualidad, yo eso de coincidencia o de casualidad, lo pondría entre comillas, ¿pero como sabe esta gente tanto?, me refería a casualidad mía, pero no de ellos, porque ellos lo sabían todo.

Que cuando llegué a casa de Neusa el día que me detuvieron llegué con Ricardo y Mauricio y veníamos de una casa que tenía Ricardo, cercana a un bloque de casas, plantas bajas que se llama... eso está detrás de Albal.

Que veníamos en el Opel Corsa.

Que ese coche lo había vuelto a ver antes, cuando nos volvimos a juntar el Mauricio, el Antonio y yo.

Que hecho que me permita recordar eso, el opel Corsa en Noviembre del 92, la última vez que lo utilicé yo fue el 28 de Enero del 93, la última vez.

Que en Noviembre fuimos a Buñol, el Antonio, el Roberto y yo, y tuvimos que salir, huir de la guardia civil porque nos dio el alto la guardia civil y salimos, no respetamos el alto y el Antonio cuando estábamos fuera de Buñol bajó del coche y se fue corriendo hasta Alborache, hasta la casa de Alborache, y Roberto y yo ya nos fuimos con el Opel Corsa.

Que fuimos a Buñol, porque fuimos a controlar un banco, a mirar.

Que a por la pistola Mauricio y yo fuimos porque lo ordenó el Antonio y fue el día antes del día 1, último día del mes de noviembre, que ordeno.

Que a mi no me ordenó la guardia civil, se lo dijo Mauricio, las palabras exactas son, ¿te acuerdas donde guardamos la pistola?, dije si, pues que te lleve Miguel con el coche . Eso fue el último día del mes de noviembre del 92, y al día siguiente fue lo del atraco del banco.

Que fuimos con el opel corsa.

Que fuimos a recoger la pistola hasta la primera rampa y ahí estaba escondida la pistola, Mauricio me fue guiando, dijo vamos a Llombay, y llegamos. ¿Te acuerdas donde tenía la moto el Antonio, la Honda escondida?, pues hacía ahí. Y fuimos por el camino ese que señala el mapa azul, y en la primera rampa me dijo Mauricio que parara. Y cuando estábamos casi arriba bajo del coche y me dijo, sube hasta arriba y da la vuelta, di la vuelta y recuperó la pistola y me la dio a mí. Saqué el cargador de la pistola y le pregunté que había pasado que solo había una bala, y me dijo, no, es que hemos estado pegando unos tiros. Y se vio una luz de un coche y nos tuvimos que ir pitando de ahí.

Que la rampa esa donde se dio la vuelta con la guardia civil.

Que donde di la vuelta.

Que eso fue el último día de noviembre del 92

Que ahí me llevó Mauricio.

Que en atraco de Buñol fue el día 5, y la pistola después del atraco de Buñol, la dejamos en Alborache, detrás de la casa de Alborache, ahí se guardaba con un guante de goma.

Que la pistola la escondió el Antonio, subió un pequeño montículo y la dejó ahí en la caseta de Alborache.

Que el día último de noviembre cuando fuimos a recoger la pistola, me llevó Mauricio a la rampa, por la pistola, y de eso no me dio explicación. Era la misma pistola, lo único cuando saqué el cargador, mire que había una bala, le pregunté que había pasado y me dijo hemos estado pegando unos tiros y no me dijo nada mas.

Que en esa pistola había visto 4 balas, la pistola tenía 4 balas y se robo´el banco con 4 balas solo.

Que esa misma pistola es la que luego apareció con una bala solo.

Que Mauricio no me preguntó nada más.

Que paré en la rampa y subí. No vi de donde sacaba mauricio la pistola, yo estaba dentro del coche dando la vuelta en un rellano que hay en la parte superior.

Que me quedarían a unos 20 metros.

Que iba subiendo a la izquierda.

Que ahí se metió Mauricio.

Que cuando di la vuelta Mauricio ya bajo, subió el coche y nos fuimos.

Que en relación a la pistola, las balas, las 4 que vi no eran nuevas, estaba el casquillo recargado, y eso no se quien lo recargaba. No yo hice eso, para hacer eso necesitas una máquina, si no lo puedes hacer.

Que Antonio Anglés no se si acudía a algún sitio a esos fines.

Que cuando volvimos con el Opel Corsa, fuimos a Alborache, a la caseta de Alborache, la noche esa nos quedamos ahí.

Que además de nosotros estábamos Antonio y Roberto, estuvimos ahí hasta por lo menos el Roberto y yo solo pasamos esa noche. Al día siguiente fuimos a ese banco y nada había cerca un coche de la guardia civil y claro ya no, tuvimos que huir.

Que íbamos a atracar el banco, íbamos a controlarlo a ver como estaba el asunto.

Que entonces nos separamos, el Antonio se llegó la pistola con el, y se fue corriendo a Alborache y el Roberto y yo nos fuimos con el coche, eso ocurrió el 1 de diciembre.

Que en Diciembre volví con el Opel Corsa, y nos fuimos por ahí.

Que a Antonio lo volví a ver después de que saliese de prisión, una semana aproximadamente después.

Que salí de prisión yo.

Que en la prisión tuve un compañero de celda, Miguel Nicolás Corcona, y otro compañero más, no recuerdo ahora mismo.

Que no puedo hablar de una cosa que ignoro, no puedo hablar de una cosa que ignoro, ahora, si hubiéramos hablado de algún robo, pero de algo que ignoro, no.

Que el compañero de celda, me he enterado por los medios de comunicación, por la televisión, pero que esto siempre lo he dicho que esto es una maniobra de un periodista y criminólogo, entre comillas, que se llama Juan Ignacio Blanco, que se atrevió a acusarlo alegando que yo había acusado a Miguel Nicolás Corcona, cosa que es falsa. Incluso le llegaron a hacer analítica por los pelos, que aparecía un pelo cano y le sacaron pelos a ese hombre.

Que después hablé con este compañero, yo estuve en su casa.

Que yo en el juzgado de instrucción de Alcira, nombre a Miguel porque fui compañero de él de celda, y también salió el comentario de los dos millones de pesetas que le dio la madre, y ahí fue donde se hizo el comentario ese. Pero de ahí a acusar a alguien, en absoluto, si todo eso es una pura y mera invención y bueno una persecución hacia mi.

Que yo no he acusado a este señor.

Que a el le ha dicho que le he acusado yo el Ignacio Blanco este. A ver, porque si no sale por televisión diciendo todo esto, si no sale para nada. Diciendo el Ignacio Blanco este, y según l estaba leyendo directamente del sumario, que yo había acusado a Miguel Nicolás Cordona.

Que no se si Miguel Nicolás Cordona me ha acusado a mi.

Que no se de nadie que usara unas furgonetas.

Que en relación con el chalet en Liria y un bar el cosaco, a estos policías al que está jubilado que vivía al lado del chalet de Nicolás, a ese ex policía no lo he vuelto a ver, no se llevaban muy bien Miguel Nicolás y el ex policía.

Que me tintaba el pelo porque me pegaba mejor, y Mauricio se tintaba el pelo de color rubio.

Que me tintaba el pelo moreno, mi pelo natural es rubio.

Que cuando se tintaba Mauricio el pelo rubio empezamos a tintarnos en septiembre, pero Antonio ya lo tenía tintado, en septiembre del 92.

Que esos tintes no tenían que ver con los controles de banco.

Que cuando Mauricio llevaba el pelo tintado de rubio han llegado a decir que si éramos hermanos y tal,

Que Antonio Anglés se lo tintaba también rubio, el Antonio se que era porque como a él lo conocían con el pelo moreno, pues se lo tintaba por eso, para cambiar un poco de imagen.

Que en relación con los casquillos de la pistola, de los casquillos me dijeron que se desharían de ellos, eso lo dijo quienes he dicho anteriormente, los mismos que me lo han dicho todo y los mismos que me dijeron que habían encontrado una bala en la fosa.

Que los mismos que me han dicho todo lo sucedido con las niñas de Alcacer.

Que mi relación con Neusa era buena. Cuando viví allí con ellos no me puso reparo. En la casa de Anglés aparte de mi no era habitual que fuera alguien más a vivir.

Que viví bastante tiempo ahí.

Que eso se debía por la amistad que me unía a Roberto.

Que tenía más amistad con Roberto que con Antonio, pero por encima de todos con Kelly, era la persona que más he confiado yo.

Que fue Roberto quien motivó que yo viviera ahí.

Que fui a casa de los Anglés a recoger un dinero que tenía Kelly, que ese dinero era del banco de Buñol, y fue sábado cuando fui pero no estaba, y ya nos tuvimos que ir a casa de Jordi para que me llevara a casa con el coche a Alborache.

Que fui a recoger dinero y una ropa que compramos el día, el viernes por la mañana día 6.

Que el dinero que fui a recogerle a Kelly, ese día era sábado, lo recuerdo porque fue al día siguiente de lo de la cena del restaurante.

Que recuerdo la cena del restaurante porque cenamos y es continuación. El día 5, el día del robo fue un jueves, y lo recuerdo por el banco de Buñol.

Que el... fui a pedir a Kelly el dinero.

Que desde casa de Anton fuimos andando el día siete a casa de Kelly.

Que fui desde casa del Anton. Era 7 de noviembre.

Que en esa época, desde el viernes por la noche me quedé ahí y estuve unos diez días aproximadamente, en caso de anton, y además que eso se va a demostrar, no hay ningún problema.

Que Anton es Partera Zafra,

Que Anton estaba con la familia, de hecho quiero dar un detalle, ya en su momento se verá, cuando entré a casa del Anton recogí el dinero de Alborache, le dije al hermano mayor que a ver si me podía guardar ese dinero, que ya le iría pidiendo, y el me dijo que si. Quiero dar ese detalle, como era ese dinero, en serie, nuevo, y todo en billetes de dos mil pesetas.

Que ahí estuve con los Partera unos diez o doce días aproximadamente.

Que seria por el 17 de noviembre, de ahí fui a vivir a casa de Neusa.

Que desde el 7 al 17 de Noviembre, desde el 6 por la noche hasta el 17 de Noviembre estuve en casa de los Partera.

Que no me quedé en casa de Loli el día 6 porque estábamos un poco separados.

Que el día 6 por la noche había estado con Loli y por la mañana la vi en el mercadona de Benetuser y ahí la vimos el Mauricio, Kelly y el novio de Kelly.

Que el novio de Kelly no se como se llama pero figurara en lo de la guardia civil, tiene que figurar.

Que creo que se llamaba Jose, creo.

Que de ese día 6 por la tarde, el día de la cena del restaurante salimos de casa de Neusa en taxi hasta una discoteca de Alfafar.

Que pasamos antes de entrar por una farmacia, compramos unos productos, entramos a la discoteca y antes de ir a la cena del restaurante paramos en un bar, y ahí llamé por teléfono a Loli, le dije que se arreglase, y bajamos, bajó ella. Entre, la recogimos, y nos fuimos a un restaurante de Benetuser chino.

Que a la salida del restaurante, Mauricio y Kelly cuando se acabó la cena se marcharon, Mauricio no tenía dinero encima y se marchó con su hermana, y yo me quede con Loli en el restaurante, de ahí nos fuimos a Valencia a tomar unas copas y luego dejé a Loli en casa.

Que de ahí me fui a casa del Anton, me tuve que ir andando, no habían autobuses.

Que en casa de Anton era la primera vez que iba a vivir con ellos.

Que el día 7 por la mañana nos fuimos a casa de Kelly para recoger una ropa y un dinero que le dejé a Kelly. La ropa fue del día, viernes por la mañana, que fuimos de compras, y el dinero del jueves por la noche cuando llegamos de lo del robo del banco de Buñol. Y de ahí, como no estaba, porque yo tenía llave de casa de Neusa, de ahí nos fuimos a casa de Jordi, y le pedí que me llevara con el coche, un peugeot gris plata, a Alborache, para recoger el dinero que tenía yo ahí escondido. Ese dinero era del atraco de Buñol, y ya volvimos de Alborache. Nos fuimos a Valencia, y como iba a ser su cumpleaños le regalé un reloj y tal a Jordi, le regalé un reloj y unas botas rojas. Y luego ya nos fuimos a Catarroja, no, de Valencia nos fuimos a casa de su novia, y de casa de su novia nos fuimos a Catarroja. Me dejó cerca de casa del Anton pero ahí ya era completamente de noche.

Que la novia de Jordi me vio, no me acuerdo de su nombre.

Que el día 7 me dejó Jordi y fui a casa del Anton Partera y ahí nada, pues llegue a su casa y ya me quedé, pues eso, a diario ahí, exceptuando creo que fue martes. Y recuerdo martes porque yo tenía una amiga en Aldaya y quedaba siempre con ella los martes, todos los martes. Y el martes por la mañana fui a casa de Kelly y estaba ella allí, y fue cuando me dijo que el Mauricio había cambiado lo de la colonia, y recogí la ropa y el dinero y me preguntó, ¿vas a casa de Anton?, dije si. Roberto estaba en el comedor y estuvo hablando con el Anton también, eso fue.

Que me fui con esa chica de Aldaya.

Que Kelly me dio el dinero y la ropa, y también me vio ahí el Roberto, y el Enrique estaba tumbado en la cama del comedor, hay una litera y estaba tumbado.

Que después del martes no obstante el Roberto me preguntó, ¿vas a casa de Anton?, y dije si, pues nada ya nos veremos. Y ahí nos íbamos a Valencia a comprar heroína y ahí veía a Roberto que vivía en casa de unos chavales en Valencia, el me veía ahí mucho también.

Que venía a Valencia a comprar heroína el Anton, y nos desplazábamos a Valencia y ahí veíamos a Roberto.

Que sitio concreto con que íbamos con Roberto no íbamos

Que me veía con Roberto en la calle, en el barrio chino.

Que en el barrio chino de Valencia.

Que eso era casi todos los días, lo veía yo, hablamos del miércoles, el Anton y yo íbamos todos los días.

Que en ese tiempo a Antonio Angles no lo volví a ver,

Que a casa de Neusa no volví a ir.

Que volví a la otra semana.

Que el corsa no lo vi, desde el viernes por la noche que no lo vi.

Que estuve con los Partera unos diez días, doce máximo, tampoco puedo precisar exacto, también ahí no se puede precisar, sería mentir.

Que esas visitas a Valencia a comprar droga era para mí y para el Anton,

Que consumía droga esos días.

Que estuve allí en casa de los Partera unos diez o doce días.

Que mire usted lo que es viernes y sábado, estuve, el sábado estuve con María Dolores en Benetuser, y el día antes, estuve en la calle Alicante, que eso ya lo declaré el otro día, que estaba, no en el patio, como se está diciendo por ahí, de casa del Anton, sino en el patio de enfrente, y cuando salió el hermano me vio. el mayor al que le di, o dije, guardarme el dinero, se llama Josemi, el hermano de Anton que se llama Josemi, creo.

Que ese es el que tenía le dije guardarme el dinero, Jose.

Que le iba pidiendo dinero y me lo iba dando en esos días.

Que le pedía y me iba dando

Que recuerdo que ése sábado estuve con Loli, por lo de después de lo del restaurante ya quedamos también ella y yo. Siempre que he ido a por ella, he llamado a casa advirtiendo que iba a casa para pasear con la Nena, siempre lo he hecho así.

Que normalmente cuando veníamos a Valencia al barrio chino a comprar droga, ahí no hay hora, igual íbamos por la mañana, y por la tarde, volvíamos de noche ahí a casa.

Que el día anterior de estar con Loli su hija, ese día fue por la arde, y ya había oscurecido.

Que esa mañana no tengo ni idea de lo que hice, probablemente fuimos a pillar y nos vinimos. A pillar es a comprar droga.

Que volvimos y por la tarde, lo que si recuerdo es que el Anton se fue con un chaval y me dijo que me esperara, espérate aquí que nos vamos a Valencia a pillar. Dije vale, y ahí salió el hermano mayor y me vio y se lo dije yo a él.

Que esa tarde cuando volvimos nos metimos en su casa.

Que el día 14 que estuve con Lola y con mi hija, fui a recoger a Lola por la tarde después de la comida y estuvimos en Benetuser.

Que comí en casa de los Partera.

Que estuvimos paseando por Benetuser después,

Que ese día fue como siempre que voy a ver a Loli, llega la hora de la cena, la dejo en casa y si hay dinero me voy en autobús y si no me voy andando,

Que eso fue 14, sábado.

Que los días siguientes estaba casi sin dinero y empecé a pensar volver a casa del Anton para preparar alguna más.

Que para preparar algún robo.

Que volví a casa de Neusa sobre el martes, lunes. Lunes o martes,

Que cuando volví ahí el lunes o martes, en esos días todavía no sabía que habían desaparecido tres niñas de Alcacer, el bombo platillo fue después, empezaron por televisión y todo, fue lo de las fotografías.

Que cuando fui a la casa de Neusa, no vi a Antonio Anglés, al que si vi fue a Roberto y a Kelly cuando volvió. Que no sé de donde vendría la muchacha, entró dijo ya has vuelto de casa de Anton, y dijo, y ya pues hasta que nos volvimos, volvió el Mauricio y Antonio, que no se de donde venían.

Que pasó un día aproximadamente hasta que volvieron quizá dos y a partir de ahí es lo que he declarado antes.

Que en las declaraciones de la guardia civil no se comentó nada de que se habían hecho las autopsias.

Que en relación con el número de bocadillos, que nosotros cuando estábamos en el campamento siempre pillamos tres bocadillos, íbamos el Antonio, el Mauricio y yo, siempre pillábamos los mismos. Tres o dos, no recuerdo tampoco lo que dije, en el campamento en el verano del 92, que eso era lo habitual.

Que esos guardias civiles, no se si se hicieron fotografías de las autopsias.

Que esas 6, u 8 horas que pasaron desde que hice la primera manifestación hasta que me tomaron declaración, estos guardias civiles, estuve solo, desde que me detuvieron hasta que me leyeron los derechos, luego me pusieron de cara a la pared, estuve totalmente solo, solo había un guardia conmigo, no había nadie más.

Que en relación con el polvo que aparece en el opel corsa, en los bajos, y se comparan con una muestra de la Romana, a mi sobre eso no se me dijo nada, no me dijeron absolutamente nada, pero por fuera del vehículo si no todas las semanas, semana, si, semana no, se limpiaba, ahora, por dentro tenía eso mucha porquería, estaba muy sucio.

Que a mi no me dijeron nada de eso, se lo escuché ayer al Letrado.

Que ya lo creo que lo tengo muy mal

Que para poder defenderme, des luego, la verdad es que no se nada más, la verdad es que no, lo que si que tengo claro que en su día cuando declaré, fue cuando declaré a última hora ante sus señorías, dije la verdad, quizá a lo mejor con un poco de suerte se irá viendo conforme evolucione el juicio a no ser que me metan la zancadilla, como el tema de Nicolás Corcona que está por ahí habiendo cosas raras y lo estoy viendo señoría.

Que de los Partera no he tenido referencia,

Que quiero dejar claro que de todas las acusaciones falsas o calumnias que ha habido hacia mi persona, presente denuncia hace mucho tiempo a Juan Ignacio Blanco, ya presenté su denuncia en su momento y espero no volverlo a hacer, poco faltara.

AL ABOGADO DEL ESTADO

Que durante esa época en Noviembre de 1992, no era funcionario de la administración del estado, no prestaba servicios en ningún organismo del estado, no estaba contratado ni era agente de ningún ministerio, en mi labor de ebanista no tenía ningún contrato con el estado.

Que respecto a las manifestaciones, que creo que el señor Anglés está muerto desde mediados del 93.

Referente a si he querido acusar que el ex delegado del gobierno de Valencia ha dado una orden, como usted ha dicho ha habido muchas habladurías por televisión, muchas mentiras. Yo eso lo he escuchado por televisión, eso es lo que se ha dicho por televisión, que lo tenían acorralado, que querían prender fuego, que tenían perros, y que llamaron al gobernador de aquí de Valencia para que les diera autorización y se negó a ello. Y que levantaran el cerco policial, que concretamente era de la guardia civil y que se fueran, eso lo he oído en la televisión. No planteo en absoluto una acusación formal.