Carta Num. 10: SOBRE BOMBAS, MENTIRAS Y HUESOS "made in Ireland"


Tenemos algunas novedades que vamos a contaros rápidamente:

1. Los amigos de la revista de denuncia e investigación ARDI BELTZA (Oveja Negra en euskera) han tenido la generosa amabilidad de hacernos un hueco importante en su número del mes de Junio de 2000. Gracias amigos. Desde Albal, Alcàsser, Benetusser, Beniparell, Catarroja y Silla (Valencia) os envíamos unos besos y unos abrazos.

2. Nos hemos hecho con una página web gratuita del servidor de Tripod. Estamos en pruebas, hasta que "dominemos" la tecnología. De momento hemos colocado nuestras cartas, sin postproducción. Con el tiempo pondremos alguna cosilla más. La dirección es: http://members.es.tripod.de/elpalleter/cartas

3. ¿A qué no imaginas con quién nos confunden?... nada más y nada menos que con un "grupo terrorista". Hace un par de semanas, concretamente el 7 de Junio de 2000, alguien sin identificar colocó una pequeña bomba en la puerta de los Juzgados de Valencia. El día anterior explotó otra en Barcelona en una ETT. Y al día siguiente otra en los Juzgados de Miranda de Ebro (Burgos). Aunque para la policía de Madrid se apunta a los Grapo como autores de la fabricación y colocación de las bombas, la policía de Valencia sospecha de un grupo de anarquistas... y como si lo vemos venir, hablamos con un contacto del entorno judicial y, efectivamente, nuestro colectivo está en la lista de sospechosos de la policía porque el sr. Enrique Beltrán había recibido pocos días antes una "carta amenazadora"... de alguien llamado "El Palleter" (juzguen ustedes mismos si la nuestra carta es "amenazadora"... ¿desde cuándo la denuncia de un delito es percibida como "amenazadora"?, ¿nos hemos equivocado de siglo o planeta?.

Pero lo más curioso es que, aunque el destino de la bomba eran los Juzgados (y no el TSJ y su remodelado "Palacio de Justicia"), fue el presidente del TSJ de la CV, sr. de la Rúa (y no el sr. Tío, decano de los Juzgados) quien se reunió con la Delegada del Gobierno en la Comunidad, sra. Más... ¿por qué?.... esa es la cuestión. Puestos en antecedentes por nuestro contacto, decidimos enviar una carta similar al presidente del TSJ de la CV, sr. de la Rúa, con el objeto de que estuviera tranquilo con las "bombas" y para que estuviera al corriente de la carta-denuncia enviada al sr. Enrique Beltrán. Así, ya son dos personas relevantes de la Justicia en la Comunidad Valenciana las que disponen de nuestra denuncia. Allá ellos con su conciencia si no actúan.

4. Hace un par de días enviamos por carta certificada una copia de nuestra carta-denuncia al Fiscal Anticorrupción, sr. Carlos Jimenez Villarejo. El contenido de la carta es el mismo que enviamos al sr. Enrique Beltrán, si bien el encabezado es diferente. Este es: "Le enviamos copia de la carta que hace pocos días remitimos al Fiscal Jefe del TSJCV, sr. Enrique Beltrán, con el objeto de que conozca de primera mano nuestra firme voluntad de dar a conocer su contenido en las instancias donde proceda, comenzando en nuestra Comunidad Valenciana y acabando por las instituciones internacionales. En ella comunicamos en su día al sr. Beltrán un delito. Pero como todo parece indicar que el sr. Beltrán mira hacia otro lado haciendo dejación de su función, entonces no nos queda más remedio que todo el mundo (literalmente hablando) se entere de su flagrante inhibición. En ello estamos, sr. Villarejo.". Lo dicho, ahora son tres los responsables judiciales que tienen en su poder nuestra carta-denuncia. Pronto serán más. Estaremos al tanto de lo que hacen.

5. Estamos retomando la investigación del entorno de Ricart. Sabemos que también cobran, como los Anglés. De Ricart sabemos alguna cosa reciente. Por un contacto en Instituciones Penintenciarias sabemos que en la cárcel de Herrera de la Mancha no le falta de nada, de hecho es el más privilegiado de entre los presos: tiene la mejor celda, tiene lo que pida (tv, radio, tabaco,...) vive "como un rey"... además, regularmente le visita un agente del Ministerio del Interior para conocer su estado de ánimo... a lo mejor temen que se hunda psicológicamente algún día. Claro, lo tiene todo, "menos" la libertad... pero para ello ya le compensa el Estado con dinero. Pero, a diferencia de los Anglés (que tenemos contrastado) con Ricart desconocemos sí, aparte de su entorno familiar, dónde o cómo le pagan. Quizás sea cierta la declaración del personaje de "Bernardo" en la carta original que publicó Ardi Beltza en el sentido de que Ricart cobra en el extranjero.

Quizás por esa razón aún no hemos dado con la "pista del dinero" en Ricart... pero, ¡Ay! cuando la tengamos... que se ponga a temblar el sr. Mayor Oreja y su acólito sr. Cotino.... por cierto, sr. Cotino, ¿sabe algo de los presuntos huesos de Antonio Anglés?... sabemos de buena tinta que los huesos están en Madrid y está por analizar su ADN y compararlo con el de Neusa, aunque todo apunta a que ésta singular "cola de espera" es por orden directa del Ministro... suponemos que están esperando al mes de Agosto (mes ideal para perpetrar engaños y maquinaciones) para darnos otra "vuelta de tuerca" en la increíble versión de la "pista irlandesa", en línea con el montaje de Interviú a finales de Enero de 2000 que ya denunciamos en nuestra segunda carta. Pero esta vez, sr. Cotino, usted y su señor Ministro tendrán que ser más ingeniosos... ya somos legión los que nos nos cremos sus mentiras.

P.D. En una próxima carta hablaremos de los apicultores, sr. Sala y sr. Aquino, oficialmente los "descubridores casuales" de la fosa con los cuerpos sin vida de las niñas de Alcàsser. Estamos encima de la prometedora pista de la "causalidad no casual" que se señala en la carta original que publicó Ardi Beltza y que quien no tenga acceso a la misma se la podemos enviar por e-mail, como ya indicamos en nuestra primera carta. Tenemos la certeza moral de que los apicultores no dijeron la verdad durante el juicio oral en la Audiencia de Valencia.

 

Volver